Nuestros vinos se posicionan en el Podio de la Guía Peñin 2018

Tim Atkin “Special Report Rioja 2018” nos vuelve a situar entre los Rioja Top 100
12 febrero, 2018
‘Teso La Monja 2012’ recibe el galardón de la ‘Liga del 99’ de la Guía Gourmets 2018
15 mayo, 2018

Sierra-Cantabria-Puntuaciones-Penin-febrero-2018

Dieciocho vinos superan los 90 puntos y cinco de ellos se sitúan en el podio de honor por encima de los 95 puntos.

logo-guia-peninEn esta nueva edición de la Guía Peñin se ha catado la mayor representación de vinos de su historia con 11.500 muestras. Este año, como novedad, han segmentado las bodegas en función de su puntuación máxima, en las categorías de Vinos del Podio (95-100 puntos), Vinos Únicos (94-93 puntos) y Vinos Excelentes (92-90 puntos).

Dentro de los Vinos del Podio (95-100 puntos), se sitúa “Alabaster 2014” con 97 puntos. Muy cerca de este excepcional vino aparecen con 96 puntos “Finca El Bosque 2014”, “Almirez 2015” y “Victorino 2014”, cerrando el podio se sitúa “La Nieta 2014” y ‘Amancio 2013’ con 95 puntos.

Dentro de la categoría de Vinos Únicos (94-93 puntos) se encuentran ‘El Puntido 2014’ de Viñedos de Páganos y “San Vicente 2013’ que alcanzan los 94 puntos compartidos junto con ‘Sierra Cantabria Gran Reserva 2008‘, ‘Sierra Cantabria Colección Privada 2015’ y ‘Sierra Cantabria Cuvée 2013’. Del mismo modo varias referencias alcanzan los 93 puntos como son ‘Sierra Cantabria Reserva 2010’, ‘Sierra Cantabria Garnacha 2014’ y “Organza 2015’.

Por último, en la categoría de Vinos Excelentes (92-90 puntos) se sitúa “Románico 2015” de la D.O. Toro con 92 puntos. Y le siguen con 90 puntos “Murmurón 2016”, “Sierra Cantabria Rosado 2016, “Sierra Cantabria crianza 2014”

san-vicente-panoramica

La pureza del terroir

El proyecto vitícola de la familia en Rioja y Toro está encaminado a la búsqueda de vinos que evoquen el viñedo, de una gran versatilidad y marcada identidad. Marcos y Miguel Eguren, junto a su padre Guillermo y la nueva generación, representada por Eduardo Eguren, se han esforzado en la excelencia en el cuidado del viñedo y el máximo respeto al fruto en la bodega para obtener unos vinos que se adscriben a los nuevos clásicos: vinos que perduran en el tiempo, que aúnan fruta, potencia y estructura con elegancia, frescura y sutileza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *